Información jurídica desde la perspectiva de la Abogacía


 

Argentina firmó la Convención Liubliana-Haya sobre cooperación internacional en crímenes de guerra, genocidio y lesa humanidad

Se abrió recientemente a la firma. Fue aprobada por consenso el 26 de mayo pasado, con la participación de delegaciones de más de 70 estados, organizaciones internacionales y de la sociedad civil.

15/02/2024 Redacción
secretario_banos_en_la_haya
Foto: jus.gob.ar

El secretario de Derechos Humanos, Alberto Baños, viajó a La Haya para adherir, en representación de la Argentina, a la Convención sobre la cooperación internacional en la investigación y enjuiciamiento del crimen de genocidio, crímenes de lesa humanidad, crímenes de guerra y otros crímenes internacionales, que establece las obligaciones de los Estados sobre cooperación judicial y extradición en la investigación de crímenes de derecho internacional.

La comitiva oficial fue liderada el viceministro de Relaciones Exteriores, Leopoldo Sahores, acompañado por su asesora legal adjunta Érica Lucero; el embajador argentino ante los Países Bajos, Mario Oyárzabal, y su asesor legal adjunto Juan Ignacio Aguiar.

La nueva Convención fue aprobada por consenso el 26 de mayo pasado, en Liubliana (Eslovenia), con la participación de delegaciones de más de 70 Estados, organizaciones internacionales y de la sociedad civil, y se abrió recientemente a la firma.

El tratado cubre un vacío existente en el derecho y la justicia internacional al aclarar y consolidar el deber y la obligación de los Estados de prestarse asistencia mutua en casos de crímenes de derecho internacional. Proporciona herramientas para luchar contra la impunidad de los crímenes y refuerza el papel de los sistemas judiciales nacionales en estos casos.

“Este tratado apunta a asegurar el juzgamiento, la atribución de responsabilidades y la cooperación en la recolección de pruebas y la condena de los autores de estos delitos atroces. Es para que desaparezca la impunidad en estos crímenes ya que reconoce expresamente los derechos de las víctimas”, señaló Baños.

La Convención de Liubliana-Haya está concebida para dar respuestas decisivas a problemas existentes durante muchas décadas en la cooperación internacional de los estados en los casos de delito de derecho internacional. Entre otras cosas, establece la obligación de cooperar en los casos de los citados crímenes y establece claramente que estos delitos no son políticos. Esto significa que un estado no podrá negarse a extraditar a un sospechoso, por ejemplo, de crimen de guerra, solo porque en este estado este tipo de delito se considera político por definición.

La aprobación de este tratado es un paso histórico para garantizar justicia a las víctimas de crímenes de derecho internacional ya que amplía las normas sobre el reconocimiento, el papel y los derechos de las víctimas; pone énfasis en la obligación de proporcionar en todo momento un trato justo a las personas acusadas y declara ilegales la mayoría de las prescripciones de estos crímenes.

Últimas publicaciones
Lo más visto
MAT_6071

Se realizó en Buenos Aires la 3a. reunión de trabajo sobre casos de drogas con fiscalías europeas

Redacción
Noticias 08/07/2024

Con el objetivo de fortalecer la capacidad operativa para desbaratar los grupos delictivos organizados a través de la Acción Operativa Empact 8.5, que busca conectar a las fiscalías iberoamericanas con sus pares europeas. La acción es liderada por la Fiscalía Especial Antidroga de España junto a la Red de Fiscales Antidrogas de la Asociación Iberoamericana de Ministerios Públicos.

edhorrible

El OIAD denuncia las amenazas a los abogados franceses que firmaron un artículo de opinión contra el partido político “Rassemblement National”

Redacción
Noticias 08/07/2024

El Observatorio Internacional de la Abogacía en Riesgo (OIAD por sus siglas en francés) condena firmemente las graves amenazas publicadas en la página web de extrema derecha “RESEAU LIBRE”, haciendo un llamamiento a la eliminación de muchos de los abogados y abogadasque firmaron un artículo de opinión en el marco de las elecciones legislativas francesas de junio-julio de 2024.