Uruguay: Colegio de Abogados rechaza presiones sobre la justicia

Colegios 11 de marzo de 2022 Por Alejandro Carranza
"Todos los involucrados que cumplen función pública deben entender la responsabilidad que implica cada una de sus palabras y manifestaciones ya que se trata de señales que, al final del día, pueden generar confusión y división en la ciudadanía frente a cuestiones que son tan básicas que no deberían ser objeto de debate."
colegio_abogados_RS107931_20220223_23_1200w

La banda oriental del Uruguay se encuentra convulsionada institucionalmente luego que el ministro del Interior del país vecino, Luis Alberto Heber, fuera a la ciudad de Durazno a “respaldar” a policías imputados por la muerte de joven de 20 años, luego de ser golpeado y perseguido por personal policial que fueron procesados por homicidio y sobre los cuales hay un pedido de prisión de cinco años por homicidio; la actitud del funcionario del presidente Lacalle Pou, generó el rechazo de la Asociación de Magistrados la que en un comunicado expresó que "(...) tanto la presencia del jerarca en el lugar, como sus declaraciones respecto a que se trata de una ‘formalización que no entiende’ o que el juicio que se inicia es ‘un mal mensaje a la Policía’, generan preocupación” porque entienden que “puede representar un intento de presión indebida a la jueza actuante y provocan una afectación de la fundamental separación de poderes”. Por eso, AMU “rechaza cualquier intento de presión o injerencia sobre los jueces y juezas”.

Ahora fue el turno del Colegio de Abogados del Uruguay, prestigiosa institución que en un comunicado suscrito por su presidenta, la Dra. Laura Capalbo, donde advierten que: "La separación de poderes es un principio fundamental de nuestro Estado de Derecho y debemos defenderla a ultranza, por lo que instamos a los Poderes de Estado a manejarse con cautela, sobriedad y mesura en aquellos temas que pueden poner en duda la violación de este principio constitucional." y agregaron: "No se cuestiona, sin duda, el derecho de todo ciudadano e incluso de las autoridades de Gobierno de manifestarse públicamente sobre un determinado procedimiento judicial, pero sí actitudes como, por ejemplo, la presencia multitudinaria o intimidante ante las sedes judiciales en la que puedan caer tanto jerarcas públicos como sindicatos, partidos políticos u otros actores individuales o colectivos de la sociedad"

Por último señalaron que: "Asimismo, remarcamos que la independencia no solo es un derecho del juez, sino una obligación que debe cumplir a conciencia."

Compartimos el texto completo del comunicado:

El Colegio de Abogados del Uruguay rechaza toda actitud que pueda ser entendida como una injerencia de cualquier Poder del Estado sobre otro y, más aún, cualquier intento de incidencia sobre las decisiones de los jueces y juezas del Poder Judicial.

Debe aclararse, por otra parte, que esta comunicación no puede entenderse en forma alguna como manifestación en relación al juicio penal en curso.

La separación de poderes es un principio fundamental de nuestro Estado de Derecho y debemos defenderla a ultranza, por lo que instamos a los Poderes de Estado a manejarse con cautela, sobriedad y mesura en aquellos temas que pueden poner en duda la violación de este principio constitucional.

Todos los involucrados que cumplen función pública deben entender la responsabilidad que implica cada una de sus palabras y manifestaciones ya que se trata de señales que, al final del día, pueden generar confusión y división en la ciudadanía frente a cuestiones que son tan básicas que no deberían ser objeto de debate.

No se cuestiona, sin duda, el derecho de todo ciudadano e incluso de las autoridades de Gobierno de manifestarse públicamente sobre un determinado procedimiento judicial, pero sí actitudes como, por ejemplo, la presencia multitudinaria o intimidante ante las sedes judiciales en la que puedan caer tanto jerarcas públicos como sindicatos, partidos políticos u otros actores individuales o colectivos de la sociedad. Son hechos que suelen ser reiterados y que obligan, en muchos casos, a los abogados a no poder circular libremente a la salida de los juzgados ni a las partes del juicio, a las que se les aplica el principio de inocencia hasta que haya sentencia en contrario. Reivindicamos el derecho de los colegas de trabajar en un ambiente respetuoso y sin presiones.

Asimismo, remarcamos que la independencia no solo es un derecho del juez, sino una obligación que debe cumplir a conciencia.

Preservar su independencia es responsabilidad de cada juez en tanto inherente a su función y reivindicarla es responsabilidad de todos quienes defendemos el Estado de Derecho.

Finalmente, el Colegio de Abogados del Uruguay reafirma que es uno de sus fines mantener vivo el culto a la Justicia y propugnar por el respeto de los principios esenciales de la Constitución. El presente comunicado únicamente atiende a este fin sin que deba extraerse del mismo consideraciones de naturaleza política alguna que no hacen honor a la tradición cívica de nuestro país.

Te puede interesar